2013 en libros

Creo que no recordaré 2013 por los libros que he leído tanto como por otras muchas cosas. Este año ha marcado un punto de inflexión para mí y he hecho y aprendido cosas con las que antes sólo soñaba. Los libros, a pesar de no haber sido demasiados y de que ha habido meses en los que no he acabado ninguno -¡había cosas más interesantes en las que ocupar el tiempo!- se han terminado por colar también. Ha sido un año de lecturas variadas y que, en cierto modo, han cambiado el ritmo y el sentido de mis lecturas.

Innumerables blogs como éste se dedican a enumerar en estas fechas largas y tediosas listas de libros leídos y libros favoritos. Dichas listas adolecen de una falta de autocrítica abismal y, por tanto, sólo sirven para fanfarronear. No haré lo mismo. He tratado de hacer un pequeño análisis del que pueda extraer algo y que me diga algo de mí mismo y de cómo puedo mejorar. Esta es mi lista particular.

En 2013 he dado el salto al multilingüismo y he leído en 4 idiomas (en rigor, en 5 pero, ¿quién es capaz de terminar un libro en alemán?); concretamente, he leído un 48,4% español, 38,7% inglés, 6,45% neerlandés y 6,45% gallego. No es que sea un acérrimo de las ediciones originales; más bien empecé por aprender y, en el caso del inglés, llegado a cierto punto, se ha convertido en placer.

Haciendo este pequeño análisis me he dado cuenta de que en 2013 han pesado bastante las lecturas contemporáneas (quizá haya sido siempre así; éste es el primer año que registro lo que leo). Por épocas:

  • Siglo XVII: 3,25%
  • Siglo XVIII: 3,25%
  • Siglo XIX: 3,25%
  • 1901-1950: 32,2%
  • 1951-2000: 19,35%
  • Siglo XXI: 38,7%

Si hablamos de géneros, he leído un 45,17% ficción, 25,8% no ficción, 22,58% poesía y 6,45% teatro. Y si lo hacemos de dispersión geográfica, he leído a autores oriundos de 13 países bastante desigualmente proporcionados, ya que 10 son europeos, 2 americanos y 1 asiático. El país del que he leído más libros ha sido España, con un 22,58% de autores españoles. En conjunto, los libros han sido 83,87% europeos, 12,88% americanos y 3,25% asiáticos.

Conclusiones:

No he leído una cantidad ingente de libros y me parece inútil escribirlos aquí como si de una mera lista se tratara. Estos números me hacen ver que he leído mucho contemporáneo, a pesar de que yo pensaba que era bastante clásico. Me enseñan también que sigo leyendo mucho en español pese a empeñarme en leer en inglés. Por último, el peso de mis lecturas es desproporcionadamente occidental, concretamente europeo, algo que me gustaría contrapesar un poco.

¡Feliz 2014, felices lecturas y, ante todo, que las lecturas de 2014 no sean lo mejor del año!

Anuncios

¡deja tu opinión!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s